Las 8 ventajas de utilizar uniformes y ropa de trabajo

1
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Toma su tiempo diseñar una imagen corporativa única e impactante, pero es sumamente importante trabajar en ella hasta conseguirla. Solo de esa manera nuestro negocio podrá contar con una identidad que lo diferencie del resto de sus competidores y lo haga destacar dentro del mercado.

Una vez que nuestra empresa ya cuenta con dicha identidad, esta deberá ser transmitida a sus clientes potenciales mediante diversas acciones de comunicación, marketing y publicidad. Pero, más allá del discurso que debemos difundir para darla a conocer, también es importante que existan elementos tangibles que la hagan real.

Dentro de lo tangible podemos mencionar el establecimiento de nuestro negocio. Todo en el comunica algo. Desde el ambiente, el estilo, el servicio, la iluminación, la decoración y la música. Todos los elementos que el cliente es capaz de ver acerca de nuestro negocio suman y contribuyen a construir una personalidad determinada. Es sumamente importante que esta personalidad sea afín a la identidad previamente diseñada.

Otro elemento indispensable, y el que más nos interesa en este momento, es el vestuario de los empleados. Nuestros trabajadores son los principales embajadores de nuestra marca. Son ellos quienes con su aspecto y su atención brindarán la primera impresión del negocio a los clientes.

Por lo anterior, muchas empresas deciden implementar uniformes de trabajo, ya que el uso de los mismos le suma un enorme valor añadido al prestigio de la empresa. Pero este no es el único beneficio que proporcionan. Para demostrártelo, vamos a enumerarte las 8 ventajas de utilizarlos.

  1. Aportan seguridad e higiene.

Todas las organizaciones tienen la obligación de facilitar a sus empleados de la ropa de seguridad y accesorios necesarios para desempeñar su trabajo, esto con el fin de protegerlos de cualquier riesgo al que puedan verse expuestos. La ropa industrial y de alta visibilidad son algunos de los ejemplos más conocidos. Sin embargo también se necesita de indumentaria especializada en toda clase de negocios. Los uniformes de limpieza ayudan a los trabajadores a tratar con químicos que suelen ser nocivos para la salud; los sombreros de chef y el delantal asisten a los cocineros a tratar con los alimentos de la manera más higiénica posible; el personal médico de cirugía utiliza batas, guantes e incluso mascarillas; esto por decir unos cuantos ejemplos.

Utilizar la indumentaria adecuada protegerá y hará sentir a tus empleados mucho más seguros al momento de desempeñar sus labores diarios.

  1. Ayuda al cliente a identificar a los empleados y les brinda una buena primera impresión

El simple hecho de observar a todos los empleados vistiendo de la misma forma genera una sensación de confianza, agrado y proximidad con el establecimiento de manera inmediata. Sumado a lo anterior, y como ya dijimos anteriormente, también otorga información de gran utilidad al cliente.

Imaginemos el siguiente escenario: Llegas a un restaurante donde tanto los trabajadores como la clientela visten ropa casual. Más allá de lo informal que pueda parecerte, ¿Cómo sabrás a quien acudir al momento de querer pedir una mesa?

Un uniforme es una referencia clara para identificar a los trabajadores de la empresa y los puestos que ostentan. Basta con mirar el tipo de uniforme para saber a qué personas acudir para pedir informes o servicio.

  1. Le ahorra tiempo y dinero a los empleados.

En los empresas donde no existe la ropa de trabajo, los empleados se ven en la necesidad de elegir diariamente la ropa que utilizaran ese día. Crear los conjuntos de vestuario que nos gusten y además cumplan con los requerimientos de nuestro establecimiento toma su tiempo, pero no solamente eso, también genera un gasto recurrente ya que el usar ropa diversa todos los días hace que nuestro guardarropa se desgaste con rapidez.

Un uniforme para tus empleados hará que estos se ahorren todo lo anterior, desde el tiempo hasta el dinero que tendrían que gastar en prendas nuevas.

  1. Fomenta la unidad entre los empleados.

Diversos estudios psicológicos afirman que vestir de la misma forma que los demás compañeros de trabajo genera sentimientos de igualdad y unidad dentro de la organización, fomentando así la colaboración productiva y las buenas relaciones.

  1. Sentido de pertenencia a la empresa

Portar el vestuario laboral con los colores y el logo de la marca promueve un sentido de pertenencia hacia la misma. Esto impulsará a los empleados a poner mayor dedicación y pasión a las actividades que realizan, brindando mejores resultados y promoviendo el buen funcionamiento de la organización.

  1. Mejora la seguridad en la empresa.

Gracias a que los uniformes diferencian a los empleados del resto de las personas de un determinado establecimiento, estos se convierten en una señal para identificar rápidamente a quién pertenece o no, a determinadas áreas de una empresa, contribuyendo así a prevenir la intromisión de los intrusos.

  1. Promoción para la empresa

Debido a que la ropa laboral debe estar personalizada con el logotipo y colores corporativos que la identifican, tienden a transmitir información propagandística a los clientes presentes y futuros.

Este tipo de publicidad es muy efectiva si el estilo de la ropa es coherente con el diseño del interior del local, con el packaging y con la imagen que la empresa muestra en su cartelería, en su página web y en sus campañas de comunicación.

En resumen, las empresas que eligen portar a sus empleados de ropa de trabajo están apostando por el beneficio tanto del personal como el organizacional.

Conoce las diferentes opciones que tenemos para ti, y viste a tu empresa: UNIBRAND

Suscríbase para recibir actualizaciones

Compartia esto con sus amigos

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *